RSS

Unwort o palabra tabú del s. XX

04 Sep

El descubrimiento de la palabra alemana “Menschenmaterial”, en unos Diarios del escritor francés anti-alemán León Bloy ya en 1913, lleva un siglo después al autor de este artículo, Juan Ribó Chalmeta, a una indagación laberíntica (siempre admirativa) del idioma alemán en lo feo o políticamente incorrecto pero también en lo sublime.

Acabo de leer estos días los Diarios (1892-1917) del escritor y polemista francés León Bloy (1846-1917), panfletario, visionario y anarquista de derechas (como un Louis-Ferdinand Céline), apologeta de Napoleón, católico ferviente aunque enemigo del papado y de la modorra de la Iglesia de Roma (defendió sin éxito la santidad de Cristóbal Colón), muy crítico contra el materialismo burgués y la obsesión por el dinero, que vivió a lo largo de su vida en una pobreza tal que, para calentar a su familia en invierno, llegó a quemar el mobiliario, y a reventar las huchas de sus hijas para hacerse con calderilla necesaria, vital a veces.

Pero no seré yo quien recomiende especialmente su lectura, resultándome el personaje más bien desagradable, manifestando toda su vida una inquina indecible hacia otros escritores e intelectuales contemporáneos suyos, de mayor éxito y proyección, como Emile Zola, a quien odia con envidia. Son encomiables no obstante, y a veces divertidas, tanto su ironía como su mala baba. Lo que sí me ha llamado la atención, entre alguna otra perla, ha sido la descripción que hace Bloy, como testigo de su época, de la enemistad franco-alemana, no ya desde el encontronazo Blücher-Napoleón, que también, sino sobre todo desde la guerra franco-prusiana (1870-1871) hasta la I Guerra Mundial, hitos históricos que le tocó vivir al panfletario.

¡Qué historia de éxito la de hoy (leyendo a Bloy y el odio profesado a Alemania y  lo alemán desde cierta Francia), nuestra actual Unión Europea, construida sobre la reconciliación franco-alemana, celebrándose hoy además el 50º aniversario del Tratado del Elíseo (22 de enero de 1963) entre esos dos gallos de pelea europeos! Pues si hoy las relaciones entre Alemania y Francia son especialmente buenas (va en ello el mismo ser de la Unión Europea), no siempre fue así. Y nos lo recuerda Léon Bloy en momentos cruciales, todos esos años que llevan al encontronazo terrible de la I Guerra Mundial. Cito a continuación de sus Diarios:

4 de noviembre de 1911: “Otra noticia, más gloriosa. Francia, para vivir en paz con Alemania, le cede, sin compensación apreciable, la mitad del Congo. Asombrosa aplicación, por ateos afectados de cólicos, del texto evangélico: Y a quien quiera litigar contigo y quitarte tu túnica, entrégale también el manto (Mateo 5,40).” Pág. 421 de Acantilado, Barcelona 2007.

11 de septiembre de 1912: “En Le Journal, artículo espantoso sobre los preparativos alemanes de la probable guerra. Aviación militar. Los alemanes han imaginado un aparato odioso bastante parecido a un murciélago que se llama Taube, es decir palomo, quizás una paloma, dado el sentimentalismo germánico; es el ingenio bélico que ha de entrar en función en la guerra futura. Será la batalla aérea y Alemania, según parece, se consagra intensamente a tales preparativos, con voluntad, con tenacidad diabólicas.” Pág. 439.

Prefacio a En el umbral del Apocalipsis (1913-1915): “En los siglos XIX y XX ha existido una nación llamada a llevar a cabo lo que no se había visto jamás desde el comienzo de la historia: la extinción de las almas. Esto se llama cultura alemana.

Esclavizar y envilecer las almas no le bastaba al Príncipe de las Tinieblas. Le era preciso extinguirlas y lo consiguió. La Alemania prusianizada dejó de pertenecer a la humanidad. Se convirtió en una tremenda bestia feroz y amenazó a todo el mundo.” Pág. 463.

3 de abril de 1913: “Alemania denomina a sus combatientes Das Menschenmaterial, el material humano. Esta palabra indigna lo dice todo.” Pág. 470.

Y es aquí donde dejo las citas de los Diarios de Bloy, con sus andanadas contra la “Alemania prusianizada”, para detenerme en efecto en esta palabra de “Menschenmaterial” (material humano, carne de cañón), votada como Unwort, o la No-Palabra, la Anti-Palabra, la “palabra tabú” de todo el siglo XX para la lengua alemana, por iniciativa del lingüista alemán Horst Dieter Schlosser (nacido en 1937), dentro de la Gesellschaft für deutsche Sprache (GfdS) fundada en Lübeck en 1947, hoy sita en Wiesbaden, con la que más tarde rompería (la Sprachkritische Aktion Unwort des Jahres, donde Schlosser sigue trabajando por la lengua alemana, se haría independiente de la GfdS a partir de 1994).

Al parecer, la odiosa palabra vio la luz ya con Theodor Fontane, fue utilizada por Karl Marx en El Capital, incluso por Kafka más tarde, pero fue sobre todo Hitler, años después de que escandalizara al propio Bloy, quien le daría el giro más siniestro: “Menschenmaterial inservible” (unbrauchbares Menschenmaterial) eran los judíos de los campos de exterminio, que no eran aptos ni para trabajar, escoria humana según Hitler, buena para ser volatilizada en los crematorios.

Fascinante esta iniciativa alemana con su propia lengua, buscar en sus entrañas no siempre sólo la palabra más bella, sino también la más deleznable. ¿Existirá una iniciativa similar en otra lengua?

Como palabras odiosas o “Unwort”, la Sprachkritische Aktion Unwort des Jahres propone y vota anualmente muchas aplabras, conceptos o eufemismos políticos (también presentes en otros idiomas, por desgracia), que afean o denigran la lengua alemana, tales como:

  • Freiwillige Ausreise (votada el año 2006): viaje de retorno „voluntario“ (!) de quienes han visto una solicitud de asilo denegada;

  • Humankapital (2004): se explica solo, como Menschenmaterial;

  • Gotteskrieger (2001): „guerreros de Dios“, autodenominación de los terroristas de Al Qaeda y los Talibanes;

  • Kollateralschaden (1999): „daños colaterales“ cuando civiles mueren en acciones bélicas;

  • Überfremdung (1993): o „exceso de inmigrantes“;

  • Etnische Säuberung (1992): limpieza étnica;

  • Ausländerfrei (1991): (zona) libre de extranjeros. 

  • Etc.

Bellas son en alemán sin embargo, a mi parecer, por ejemplo, palabras que denotan la tendencia aglutinante de esa lengua (como el turco, el sueco y otras lenguas nórdicas, el vasco, el húngaro y el finés tal vez también, etc.), que permiten incrementos o alargamientos, conceptos o ensoñaciones sin límite, o que resultan inventivas o poéticas, también a veces por simple eufonía, como éstas que propongo en desorden:

Campo semántico político/histórico/filosófico/emocional/sensitivo/psicológico:

 

  • Sonderweg, o “camino especial”, según el cual Alemania y otras tierras de cultura germana, sobre todo antes de la I GM, habían de encontrar una vía alternativa a la “vulgar” democracia occidental y la autocracia de la Rusia zarista;

  • Vergangenheitsbewältigung, o “superación del pasado mediante su análisis crítico y la asunción de culpa” (lo que hizo Alemania como nación tras la debacle de 1945; otros países aún no han logrado o querido hacerlo…);

  • Wiedergutmachungspolitik: consecuencia de lo anterior;

  • Schadenfreude, la alegría por el mal ajeno (calcado por el danés y noruego en “skadefryd”, y por el sueco en “skadeglädje”);

  • Weltschmerz ( y el similar Lebensmüdigkeit), literalmente el cansancio o dolor del mundo y de la vida, sentimiento apático y melancólico al constatar que el mundo podría ser un lugar mejor…;

  • Lebenslust, lo contrario de lo anterior: ganas, pasión de vivir a pesar de todo;

  • Wanderlust, el deseo o impulso irrefrenable por viajar y explorar el mundo;

  • Unkameradschaftlichkeit, incompatibilidad, no avenimiento en la pareja;

  • Streicheleinheit, el afecto, la ternura y dulzura en el trato;

  • Wolkenkuckucksheim, usada por Schopenhauer para describir cualquier reino o lugar utópico, el país de cucaña irrealizable, también „Luftschlösser“, castillos en el aire;

  • Nacht und Nebel, no por terrible menos poético, „Noche y Niebla“: durante el nazismo (1941), decreto de eliminación de oponentes y presos políticos sin dejar rastro;

  • Sein zum Tode, en Heidegger, „Ser para morir“, conciencia de lo pasajero de la vida y de la vanidad de todo…;

Otros campos semánticos/geografía/argot/varios:

  • Inselberg, “montaña-isla”, preciosa palabra del léxico geográfico que define a una gran montaña solitaria que descuella en medio de la llanura;

  • Hinterland, traspaís, tierra posterior de un lugar con respecto a su costa;

  • Waldsterben, muerte de bosques por lluvia ácida…;

  • Nichtsdestotrotz, adverbio, “sin embargo”, “no obstante” (parecido al alambicado inglés de Notwithstanding, “a pesar de”; “con todo”);

  • Kulturbeutel, literalmente “bolsa de cultura”, pero en realidad sólo neceser, bolsa de aseo;

  • Geheimratsecken, literalmente “esquinas del Consejo de Estado, o secreto”, pero en realidad sólo las famosas entradas (en cuero cabelludo), el receding hairline inglés;

  • Geschwindigkeitsbegrenzung, límite de velocidad;

  • Bildungsroman, novela donde se detalla el desarrollo psicológico y vital del/los personaje/s principal/es;

  • Streichholzschächtelchen, caja de cerillas (aquí el reto, la belleza, está en la dificilísima pronunciación);

  • Torschlußpanik, literalmente “pánico ante el cierre de puertas”, significa la angustia por el tiempo y la vida que pasan sin que hayamos hecho o resuelto muchas cosas;

  • Drachenfutter, literalmente “comida para el dragón”, en realidad es el regalo que se compra a alguien enfadado, con motivos para estarlo, con el fin de apaciguarle;

  • Zugzwang, en ajedrez, intraducible en otras lenguas, obligación de mover pieza, siendo igual de desventajoso hacerlo, mover una u otra pieza redundando en sacrificio importante;

Y en España, en castellano o catalán ¿existe una iniciativa parecida desde la RAE o el Institut d’Estudis Catalans? ¿Palabras bellas y/o feísimas? A mí este año (2013) me han parecido unos hallazgos deliciosos aquello de “indemnización en diferido” y “contrato en forma de simulación”. ¿Cómo se dirán en alemán? ¿Verzögerne Entschädigung y simulierter Vertrag? ¿Qué le hubieran parecido a Léon Bloy?

etrich_taube_3v

 
2 comentarios

Publicado por en 4 septiembre, 2013 en Cultura alemana, El lenguaje, Historia nórdica

 

Etiquetas: , , , , , , , , , ,

2 Respuestas a “Unwort o palabra tabú del s. XX

  1. Juan Ribó

    14 septiembre, 2013 at 13:20

    Ah pues no, parece que una de las palabras o frases memorables del año 2013 en español (o más bien spanglish), “palabra-culto” o “sentencia-culto”, va a ser otra, como se hace eco este blog alemán, http://entdeckemadrid.wordpress.com/2013/09/11/relaxing-cup-of-cafe-con-leche-in-plaza-mayor/ :
    “So wird Ana’s ‘relaxing cup of café con leche in Plaza Mayor’ mit ziemlicher Wahrscheinlichkeit der Kultspruch des Jahres werden, wie einst das berühmte ‘¿Por qué no te callas?’ – Warum hälst du nicht einfach die Klappe – das vor einigen Jahren König Juan Carlos Venezuelas damaligem Staatschef Chávez an den Kopf geknallt hatte…
    Viel Spass in Madrid und hoffentlich bis bald!”.

     
    • sprachweiser

      14 septiembre, 2013 at 14:21

      Haha! Das hatte ich schon gesehen. Es ist ziemlich lustig… Wäre “Annie Bottle” keine spanische Politikerin! “Damalig”, auch ein sehr schönes deutsches Wort, wie “gestrig” z.B: Ich habe die gestrige Zeitung zerreißen, weil die Nachrichten mich in Zorn bringen.
      Bis bald in der Tat!

       

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: